Inicio

13 de enero del 2019

El Bautismo del Señor

“Tú eres mi Hijo, el amado, en ti me complazco

 

DESDE LA ATALAYA de la Virgen del Carmen

Este sábado pasado hemos peregrinado a la Almudena. D. Carlos nos había convocado con toda nuestra Vicaría para peregrinar a la Catedral y ganar el jubileo que el Papa Francisco ha concedido con motivo de los 25 años de Consagración de la Catedral. Nuestro flamante coro San Ignacio cantaba toda la misa. Bajamos dos autobuses. Nos dejaron en la esquina del Paseo de Rosales con el de Moret. Desde allí, guiados por el estandarte de la Parroquia, fuimos caminando rezando el rosario y cantando hasta la Catedral. Parque del Oeste, Templo de Debod, Plaza de España, Plaza de Oriente, Palacio Real y Catedral de la Almudena. Nuestros ancianos -algunos en silla de ruedas- habían entrado directamente a la Catedral y nos los encontramos en los primeros bancos. Subimos todos la escalinata de la Virgen y cantamos una salve. Después la misa presidida por el cardenal. El coro sublime, la salmodia preciosa, la liturgia cuidada. D. Carlos nos insistió en dar a Jesús, como muestra la imagen de la Virgen de la Almudena. En estos tiempos, es fácil reconocer quién tiene esperanza, quién tiene la luz que todos buscan, quién vence los miedos que todos tienen. Vivir cada cierto tiempo -al menos un par de veces al año- estas experiencias de comunión eclesial es necesario para vitalizar la fe. En esta Fiesta del Bautismo del Señor, vamos a renovar las promesas de nuestro bautismo. Aunque nosotros las renovamos, el Señor actúa su gracia. La verdadera promesa la ha realizado Él sobre cada uno de nosotros en el sacramento bautismal. Que permanezcamos abiertos a este Espíritu de gracia durante todo este año 2019. En comunión, vuestro párroco.

 

 

 

LITURGIA AL DÍA

SACRAMENTO DEL BAUTISMO

“Para avivar nuestra conciencia cristiana debemos volver al origen, al sacramento del bautismo, que es el fundamento de toda la vida cristiana, es el primero de los sacramentos y es la puerta que permite al Señor hacer su morada en nosotros e introducirnos en su Misterio.

El verbo griego «bautizar» significa sumergir. El baño con el agua simboliza en varias creencias el paso de una condición a otra, es signo de purificación para un nuevo inicio. Para nosotros, los cristianos, el bautismo nos sumerge en la muerte y resurrección del Señor, haciendo morir en nosotros al hombre viejo, dominado por el pecado, para que nazca el hombre nuevo, que participa de la vida de la Santísima Trinidad.

El bautismo nos inserta como miembros de su cuerpo, que es la iglesia, y nos hace misioneros en el mundo

El bautismo también es el baño de regeneración y de renovación del Espíritu Santo, porque Dios nos ha salvado por su misericordia con el agua que nos hace criaturas nuevas. Nos inserta como miembros de su cuerpo, que es la Iglesia, y nos hace misioneros en el mundo, cada uno según su propia vocación, para que el mundo crea y sea transformado”.

Catequesis del Papa Francisco sobre el Sacramento del Bautismo. 11 de abril 2018

Texto completo en www.vatican.va 

El Bautismo «es el más bello y magnífico de los dones de Dios […] lo llamamos don, gracia, unción, iluminación, vestidura de incorruptibilidad, baño de regeneración, sello y todo lo más precioso que hay. Don, porque es conferido a los que no aportan nada; gracia, porque es dado incluso a culpables; bautismo, porque el pecado es sepultado en el agua; unción, porque es sagrado y real (tales son los que son ungidos); iluminación, porque es luz resplandeciente; vestidura, porque cubre nuestra vergüenza; baño, porque lava; sello, porque nos guarda y es el signo de la soberanía de Dios»

(San Gregorio Nacianceno, Oratio 40,3-4).          Catecismo de la Iglesia Católica (1216)

 

 

 

SAN ANTONIO ABAD – Patrón de los animales – 17 de enero

San Antonio Abad es un modelo de espiritualidad ascética. Nace en Egipto hacia el año 250, hijo de acaudalados campesinos. Durante una celebración Eucarística escucho las Palabras de Jesús: “Si quieres ser perfecto, ve y vende todo lo que tienes y dalo a los pobres”.

Al morir sus padres, San Antonio entregó su hermana al cuidado de las vírgenes consagradas, distribuyó sus bienes entre los pobres y se retiró al desierto, donde comenzó a llevar una vida de penitencia. Hizo vida eremítica en el desierto, en el sentido tanto literal como metafórico. La vida ascética: un camino de purificación luchando contra las pasiones, mediante la oración y la penitencia tiene tres pilares:  la pobreza, no tener absolutamente nada –  el celibato, el único afecto es el amor de Dios y la soledad y vida comunitaria.  En el desierto, sabemos que Antonio se va a dedicar a  la lectura de las Escrituras A ejemplo de San Antonio se van reuniendo cristianos que se quieren entregar totalmente a Dios. No es lo que hoy entendemos por monjes. Y empiezan a aparecer pequeñas comunidades.  Organizó comunidades de oración y trabajo Viven en cuevas separadas pero a determinadas horas se van a juntar. No hay nada preestablecido, de forma espontánea van teniendo las oraciones comunitarias. El domingo acudían a las celebraciones cristianas de las ciudades.Tuvo muchos discípulos; trabajó en favor de la Iglesia,  Murió hacia el año 356, en el monte Colzim, próximo al mar Rojo. Se dice que de avanzada edad pero no se conoce su fecha de nacimiento.

 

 

 

SEMANA DE ORACIÓN POR LA UNIDAD DE LOS CRISTIANOS 

Del 18 al 25 de enero

Con el lema «Actúa siempre con toda justicia» comenzará el próximo jueves la tradicional Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos. Esta semana de oración se celebra tradicionalmente del 18 al 25 de enero, entre las festividades de la confesión de San Pedro y la de la conversión de San Pablo. Se invita a  los cristianos a evocar la oración de Jesús para sus discípulos: «para que todos sean uno; […]; para que el mundo crea […]» (Jn 17,21). Los corazones se conmueven y los cristianos se reúnen para orar por su unidad.  Las congregaciones y parroquias de todo el mundo organizan intercambios de predicadores o celebraciones y cultos ecuménicos especiales. En el tablón de anuncios podéis ver los actos y sus horarios organizados por nuestra diócesis con este motivo.

 

 

 

SUCEDIÓ EN NUESTRA COMUNIDAD….

►Los ancianos de nuestra Residencia parroquial han vivido con alegría estas fiestas de Navidad, celebrando la cena de Nochebuena y Nochevieja rodeados del cariño y los villancicos de grandes y niños de nuestra comunidad parroquial. Como colofón de las fiestas han recibido la ansiada visita de sus Majestades los Reyes Magos que, ayudados por numerosos niños y jóvenes, les han traído muchos regalos, generosidad de los padres del colegio.

 

►Un año más la parroquia de San Ignacio ha estado presente en la cabalgata de Reyes de Torrelodones. El magnífico Belén viviente de nuestra parroquia testimoniaba el verdadero sentido de esta entrañable fiesta de los Reyes Magos. Felicidades a todos los que lo han hecho posible.

 

 

 

NUESTRA PARROQUIA: Renovados en Cristo por los Sacramentos

BAUTISMO

Damos la bienvenida a los niños:

Sofía Rowley Serrano

Ruy García San Miguel Pousa

que por el sacramento del Bautismo se ha incorporado a la Santa Madre Iglesia, y pedimos por el crecimiento en la fe de estos nuevos cristianos.

 

BODAS DE PLATA

Nacho Román y Chus Benito

Han celebrado con alegría 25 años de unión matrimonial en Cristo. Que el Señor siga bendiciendo su amor y su familia.